Objetivos y fundamentos

Objetivos y fundamentos

En las últimas décadas, el mundo ha experimentado un crecimiento urbano sin precedentes. La población urbana mundial se duplicará para 2050 generando enormes desafíos. Según Naciones Unidas, más del 80% de la población de América Latina y el Caribe vive en ciudades. La urbanización supone dificultades y oportunidades, como así también el proceso progresivo y creciente de transferencia de funciones y servicios a los gobiernos locales. Las políticas públicas municipales o comunales requieren intervenciones cada vez más complejas y comprometidas.

Se necesita planificar una articulación equilibrada entre la matriz productiva y el desarrollo urbano, mejorar la gestión pública en el territorio, y trabajar en políticas donde los actores públicos y privados asuman el compromiso y la responsabilidad de avanzar hacia ciudades inclusivas, en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 aprobada por la Asamblea General de la ONU.

En este contexto, por Resolución Rectoral 251/2018, se aprueban los objetivos del “PROGRAMA RAIZ - RED ABIERTA INTEGRADA DE APOYO A LA GESTIÓN LOCAL” que se implementa en el ámbito de la Secretaría de Extensión Universitaria de la UNC.

La UNC cuenta con los recursos técnicos y profesionales, las habilidades y competencias que se requieren para capacitar, asistir y formar a quienes tienen la responsabilidad de llevar adelante la gestión pública.  Se trata entonces, de abrir la Universidad a la sociedad y transferir conocimiento pero también de construir conocimiento a partir de los saberes y capacidades locales.

Se priorizará trabajar desde una perspectiva abierta y en red para la integración multisectorial, transversal y sinérgica entre los distintos actores públicos y privados, locales y regionales, de modo tal de facilitar la construcción de un entorno innovador y la promoción del desarrollo local. De allí su denominación como “PROGRAMA RAIZ” que refiere a la posibilidad de profundizar el trabajo territorial, los vínculos e interacciones al interior de la administración pero también con el medio y el entorno como elementos claves del desarrollo y la innovación

Alude igualmente a la posibilidad de ver y entender a cada municipio y comuna, como cada “RAIZ”, con sus propias necesidades y desafíos desde que se trata de reconocer y fortalecer el potencial endógeno de cada localidad y región.  Entendemos que solo desde una raíz fuerte y sana al interior de cada gobierno local será posible desplegar la capacidad de iniciativa y liderazgo que requiere la construcción de un proyecto colectivo.

¿Qué nos proponemos? 

  • Desplegar en el territorio –en articulación con la sociedad civil, otros actores locales y otras esferas de gobierno- acciones para facilitar y fortalecer el acceso al conocimiento, la construcción de conocimiento y la transferencia de conocimiento en administraciones y gobiernos. 
  • Cooperar con los gobiernos locales para que puedan llevar a cabo estrategias de innovación en la gestión, con herramientas prácticas y concretas, que posibiliten la planificación estratégica, la gestión eficaz de sus recursos, la adecuación de sus estructuras y cultura organizacional en orden a los desafíos que impone la Sociedad de la Información. 

 

¿Para qué?

Sabemos que los gobiernos locales son un actor central para la creación de sentido de pertenencia y de futuro;  pero además un actor insustituible en la tarea de alcanzar los objetivos convergentes de equidad y cohesión social, eficiencia económica, y equilibrio ambiental para su localidad y región.

 

¿Cuáles serán los ejes de trabajo?

Se han definido mediante la Resolución Rectoral 251/2018, tres ejes de trabajo complementarios entre sí que nos permitirán definir una misma mirada para todas las acciones que se implementen:

  • Desarrollo local
  • Gobierno Abierto
  • Innovación en la Gestión: gestión del cambio y del conocimiento

Por desarrollo local entendemos la necesidad de adoptar una perspectiva en la que se considere la relevancia de incorporar a los actores locales, las interacciones que se generan entre los mismos y las características del entorno en el cual se desempeñan.

Los modelos de desarrollo actuales refuerzan la importancia de la construcción de redes de cooperación y la existencia de un potente tejido institucional entre el sector productivo, la academia, otros actores y organizaciones sociales, junto con el sector público, trabajando en forma articulada.  Los gobiernos locales deben contar, entonces, con la capacidad para  construir o fortalecer estas interacciones y  la capacidad de generar los cambios institucionales que se requieren para una gestión estratégica que le permita liderar el proceso, y esto puede hacerse a todo nivel, aun en las comunidades más pequeñas atendiendo a sus especiales condiciones.

De allí, la importancia de incorporar la perspectiva que nos presenta la noción de Gobierno Abierto que persigue potenciar las mejores prácticas de gobierno y un mayor compromiso ciudadano. Gobierno Abierto es una herramienta integradora en la que se conjuga el uso de la tecnología con valores y principios para la consolidación de una democracia profunda.   

Pero además, sabemos que la producción, sistematización, distribución y reproducción de información y conocimiento es el principio constitutivo de las sociedades actuales. Se requiere conocimiento e innovación para generar riqueza. Es imprescindible facilitar el acceso al conocimiento y promover las herramientas tecnológicas que permitan el procesamiento y análisis de información y datos de calidad. Determinadas categorías de información y conocimientos deben dejar de ser un saber de expertos. Corresponde a la academia abrir espacios de pensamiento, reflexión, formación, capacitación o asistencia en distintos ámbitos y a distintos niveles.  

Comprendemos entonces a la innovación como la capacidad de generar e incorporar conocimientos para dar respuestas creativas a los problemas presentes. Sin embargo, no es solo incorporar tecnología, es gestionar el cambio y lograr una buena adaptación a la nueva realidad política, económica y social. Refiere en definitiva, a crear o implementar nuevos procesos, productos, servicios y métodos de trabajo que den lugar a mejoras significativas en eficiencia, eficacia y calidad institucional,  utilizando los medios digitales y recursos tecnológicos hoy disponibles.

El desafío es poder generar un cambio en la cultura de la administración que incorpore el trabajo colaborativo y en red, la integración de procesos, prácticas de evaluación de las políticas que se implementan, medición de resultados,  competencia profesional, creatividad y habilidad para la resolución de problemas, articulación y diálogo con los distintos actores sociales e instancias de cooperación público-privada.   

¿Cómo?

Si bien se han establecido determinadas acciones planificadas que inicialmente la UNC va a llevar a municipios y comunas en la modalidad de taller intensivo,  también se espera que en el vínculo se identifiquen los principales retos y desafíos que enfrentan los gobiernos locales, y que podamos en esa interacción desarrollar una mejor capacidad de escucha de las demandas institucionales y de las demandas sociales colectivas.  

Se trata en primera instancia de alimentar la reflexión y el análisis, relevar necesidades y experiencias, abrir espacios de diálogo y capacitación.  

A estos fines se ha diseñado un seminario taller introductorio que se compone de 4 módulos generales, más algunos módulos complementarios, de carácter presencial pero también con asistencia a través de un aula virtual especialmente estructurada para estas capacitaciones.

 

PROGRAMA RAIZ – SEMINARIO TALLER INICIAL:

MODULO 1: Nuevo modelo de Gestión. Gobierno Abierto. Gestión del Cambio.
MODULO 2: Políticas Públicas. Desarrollo Local. Planificación Estratégica.
MODULO 3: La Importancia de los Datos en la toma de decisiones. Fuentes de datos. Bases de datos.
MODULO 4: Evaluación de Políticas y Programas. Indicadores.
MODULO 5: Complementarios: instrucción en el análisis y uso de portales de datos públicos, herramientas de gestión de bases de datos geográficas (GIS), REDATAM, y otras bases de datos públicos socio demográficos.

Cada módulo tendrá una duración aproximada de tres meses de trabajo,  que se inician con una jornada de capacitación de 12 horas que se dicta en una comuna o municipio anfitrión, el cual invita o convoca a otros gobiernos locales de la región.